Seguidores

24 jul. 2011

La Voracidad y Agresividad de los bebés Depredadores


No es que me sorprenda cuando voy al pescar cualquier especie de pez depredador, el capturar algún ejemplar de pequeño tamaño.


Pero el que más veces me ha impresionado, ha sido siempre el Bass.











Este magnífico y muchas veces teatral  animal,  es el más significativo por su agresiva acometida y por su temperamental y siempre sorprendente comportamiento. No importa cuál sea su tamaño, si está solo o se desplaza en grupo, siempre nos asombrará y fascinará con sus vacilantes y meditadas, a veces, otras impetuosas e impulsivas decisiones a la hora de tomar el engaño.



Pero son los más pequeños en esta ocasión, los que han llamado mi atención en cuanto a su forma de atacar los engaños y tomarlos, siendo a veces éstos, casi tan voluminosos como su propio cuerpo. 






He observado, como estos pequeños y valientes u osados depredadores, se aproximan al señuelo sin importarles su tamaño, lo estudian y si están convencidos que puede ser biológico, lo toman.








Pero no sin antes haberle dado varias vueltas a su alrededor, incluso acercándose a escasos centímetros para comprobar que no son agresivos y asegurándose de si está vivo y que se pueda comer sin que resulte peligroso o con riesgos.


 He probado desde saltamontes, escarabajos y hormigas, de pequeño tamaño, hasta estrímeres, Ranas, Poppers  y algún que otro invento de patente aún sin determinar.









También  ha llamado muchas veces mi atención, el hecho de que aún habiéndote visto y conocer tu posición después de haberle lanzado el engaño, siente una imperiosa curiosidad hacia el mismo centrando toda su atención en él. Con aproximaciones, pesquisas, huidas en sus idas y venidas antes de decidirse a tomarlo, cosa que al final, no sabemos si  sucederá.  




.-
.-

No hay comentarios:

Publicar un comentario