Seguidores

4 abr. 2011

UV Resina Especial

Ahogadas para cola de Rata. Una alternativa valiente para el mosquero que asume la práctica de la pesca con mosca, con renovada mirada al interior de su caja.



Los pescadores y montadores de moscas para la pesca, de ningún modo estamos satisfechos con los componentes, útiles y elementos que tenemos para combinar y acoplar a nuestras imitaciones.

 Nuestra inquietud, nuestra curiosidad y el deseo de progresar en el mundillo de la pesca con mosca, nos llevan a perfeccionar y optimizar nuestras creaciones.











 Hace que siempre estemos indagando en busca de algo novedoso o especial y si puede ser,













que nunca antes haya sido utilizado, que dé un carácter diferente a nuestras imitaciones, haciéndolas destacar sobre las demás.












El perfil de la mosca perfecta, de esa emulación que no sea rechazada por ningún pez y nos saque de todos nuestros apuros y aprietos como pescadores en acción de pesca, está aún lejos de ser concebida o imaginada.









Ningún material por muy especial que sea, llegará nunca a ser parte única de ningún modelo que sirva para todas las ocasiones y todos los diferentes momentos que podemos encontrar en un día de pesca.









 Es más, es muy posible que de ningún modo, se revelen qué materiales conseguirían formar la imitación ideal y ser tan infalibles para que continuamente hiciese sucumbir a un pez ante su presencia.









Los mandamientos del pescador montador ya están escritos desde hace mucho tiempo. A saber: La mosca. Tamaño, perfil y color para crear la imitación, sin depender especialmente de los materiales utilizados: La presentación. Posicionarse en el lugar adecuado con respecto de la perspectiva del pez, para hacer un lance perfecto, sin brusquedad, con una posada suave y buena deriva del artificial en la corriente.



Esto nos dará la principal recompensa y con ella, el final más deseado. La sublime decisión del pez tomando nuestra artificial. Las moscas ahogadas, son una clara alternativa dentro de una modalidad tan variable como es la pesca con mosca artificial.









Estas imitaciones, no son muy utilizadas por la mayoría de mosqueros para solucionar el momento en que baja la actividad. Son otras, tales como las “ninfas”, “pupas” y “emergentes”, así como las más utilizadas, las moscas llamadas “secas” las que copan las cajas y apasiona mucho más al pescador purista. Sin embargo, haciendo especial mención en este artículo y abogando por el uso acreditado de estas imitaciones ahogadas para cola de rata, diré qué, utilizando la cubierta especial de resina UV, les hemos conferido una nueva capacidad de movimiento, una mejor navegación dentro de la película del agua y una transparencia de su cuerpo como nunca antes se había logrado, haciendo de estas imitaciones un baluarte moderno con nuevas opciones para el mosquero.



,.-